Información del artículo

Tiempo estimado de lectura

5 minutos

Compartir

Facebook Icon

Citar el artículo

Editorial Grudemi (2019). Toma de la Bastilla. Recuperado de Enciclopedia Iberoamericana (https://enciclopediaiberoamericana.com/toma-de-la-bastilla/). Última edición: abril 2024. Consultado el 16 de abril de 2024.
Copiar cita
¡Cita copiada a portapapeles!

Enciclopedia de Historia ahora forma parte de la Enciclopedia Iberoamericana. Puedes encontrar todos los contenidos y más en nuestro nuevo sitio.

Contenidos

Toma de la Bastilla

Asalto popular a una fortificación real ubicada en la ciudad de París que marcó el inicio de la Revolución francesa.

Tabla de contenidos:

¿Qué fue?

Publicidad

La toma de la Bastilla fue un hecho ocurrido en Francia, el 14 de julio de 1789, durante el cual el pueblo de París tomó por asalto una antigua fortificación militar que era utilizada como prisión de los enemigos del absolutismo.

La Bastilla había sido construida durante la Guerra de los Cien Años para defender la entrada oriental de la ciudad de París. Desde ese entonces, se la utilizó como fortificación, arsenal y prisión estatal.

Con el paso de los años la Bastilla se constituyó en un símbolo de la autoridad de la monarquía francesa, por lo que su toma por parte de los civiles armados significó un cuestionamiento al absolutismo y al poder de los reyes.

La toma de la Bastilla según una pintura realizada por el artista francés Charles Thévenin en 1793.

La toma de la Bastilla según una pintura realizada por el artista francés Charles Thévenin en 1793.

Muchos historiadores consideran a este hecho como la representación simbólica del fin del Antiguo Régimen y el inicio de la Revolución francesa.

Desde 1880, el 14 de julio se festeja el Día Nacional de Francia, pero no para celebrar la toma de la Bastilla, sino para recordar la Fiesta de la Federación, llevada a cabo un año después para poner de manifiesto la unidad de todos los franceses.

Antecedentes

Los antecedentes de la toma de la Bastilla hay que rastrearlos en La Fronda, el conjunto de insurrecciones contra el poder real que tuvieron lugar en el siglo XVII, durante la minoría de edad de Luis XIV.

Durante esas sublevaciones se produjeron varios disturbios en la ciudad de París. En el transcurso de uno de ellos, en 1648, grupos de parisinos, molestos por la detención de varios parlamentarios, levantaron barricadas e irrumpieron en el palacio real, exigiendo ser recibidos por el rey. Al llegar a la habitación del rey, los insurrectos se quedaron estupefactos al ver a Luis XIV acostado. Según parece, el monarca estaba despierto y solo se hacía el dormido. La turba, sin saber cómo proceder, se retiró el palacio sin provocar daño alguno. Al saber lo sucedido, la reina madre, Ana de Austria, huyó de París con su hijo y parte de la corte.

Publicidad, continua debajo

Luego de varios regresos y huidas, la familia real recién pudo regresar definitivamente a París el 21 de octubre de 1652. Ese día, Luis XIV, que ya había alcanzado la mayoría de edad, fue recibido con aplausos por el pueblo, pero por precaución decidió instalarse en el Palacio del Louvre que consideró más seguro que el Palacio Real.

Luego de estos hechos, no se produjeron nuevos atentados contra la monarquía hasta fines del siglo XVIII.

Causas

Entre las causas de la toma de la Bastilla, se destacan las siguientes:

  • La crisis económica y financiera en la que se encontraba Francia durante el reinado de Luis XVI. Los excesos de gastos de la Corona y las deudas contraídas durante la participación en la guerra por la Independencia de Estados Unidos generaron un gran déficit fiscal que la monarquía intentó saldar con la creación de nuevos impuestos.
  • Una serie de malas cosechas provocaron aumentos desmedidos del precio del pan, que era el principal alimento de los sectores populares urbanos. Estos se lanzaron a la toma de la fortificación.
  • La convocatoria a los Estados Generales durante la cual los ministros de Luis XVI intentaron imponer la creación de nuevos impuestos y convencer a la nobleza de que comenzara a pagarlos.
  • Las aspiraciones de una burguesía en ascenso que deseaba que su posición económica se correspondiera con su situación social y sus derechos políticos. Los representantes de este sector social impulsaron el retiro de los Estados Generales y la formación de la Asamblea Nacional, que se impuso como tarea redactar una constitución.
  • El intento del rey de recurrir a las armas para disolver la Asamblea Nacional y detener a los diputados rebeldes.

Consecuencias

Las principales consecuencias de la toma de la Bastilla fueron las siguientes:

  • La supresión del feudalismo y los derechos y privilegios de la nobleza por parte de la Asamblea Nacional, que puso seguir sesionando gracias a que parte del pueblo de París tomó las armas.
  • La formación de la Asamblea Constituyente, continuación de la Asamblea Nacional, que proclamó la Declaración de los Derechos del Hombre y del Ciudadano.
  • La sanción de la Constitución de 1791, que creó la monarquía parlamentaria, al establecer la división de poderes y crear una Asamblea Legislativa encargada de la sanción de las leyes.

Protagonistas

Entre los principales protagonistas de la toma de la Bastilla se destacan los siguientes:

  • Bernard-René Jordan de Launay (1740-1789). Noble francés, último gobernador de la Bastilla, quien murió durante el asalto armado.
  • Pierre-Augustin Hulin (1758-1841). Soldado francés, uno de los que encabezó a los civiles armados que protagonizaron la toma de la Bastilla. Posteriormente fue nombrado comandante del cuerpo denominado Voluntarios de la Bastilla. Luchó durante las guerras napoleónicas y sobrevivió a la represión que se desató luego de la restauración monárquica.
  • Luis XVI (1754-1793). Rey de Francia, perteneciente a la dinastía de los Borbones. Ordenó a las tropas reales disolver la Asamblea Nacional, acción que fue impedida por la toma de la Bastilla. Fue depuesto por los revolucionarios, juzgado por alta traición y ejecutado en la guillotina en 1793.
Bibliografía:
  • Furet, François. La revolución a debate. Madrid, Encuentro, 2000.
  • Reichardt, Rolf E. La Revolución Francesa y la cultura democrática: la sangre de la libertad. Madrid: Siglo XXI, 2002.
  • Soboul, Albert. La Revolución francesa. Vilassar de Mar, Oikos-Tau, 1981.
  • Vovelle, Michel. Introducción a la historia de la Revolución Francesa. Barcelona, Crítica, 2000.

Compartir:
Facebook Icon
Citar este artículo:

Al citar este artículo, reconoces la autoría original, previenes plagios y brindas a tus lectores la posibilidad de acceder a las fuentes originales para obtener más información o verificar datos.

Editorial Grudemi (2019). Toma de la Bastilla. Recuperado de Enciclopedia Iberoamericana (https://enciclopediaiberoamericana.com/toma-de-la-bastilla/). Última edición: abril 2024. Consultado el 16 de abril de 2024.
Copiar cita
¡Cita copiada a portapapeles!
¡Enlace copiado a portapapeles!