Información del artículo

Tiempo estimado de lectura

6 minutos

Compartir

Facebook Icon

Citar el artículo

Paola Maurizio (2021). Venus del Espejo. Recuperado de Enciclopedia Iberoamericana (https://enciclopediaiberoamericana.com/venus-del-espejo/). Última edición: abril 2024. Consultado el 24 de julio de 2024.
Copiar cita
¡Cita copiada a portapapeles!

Contenidos

Venus del Espejo

Pintura realizada por el pintor español Diego Velázquez.

6m
·
Tabla de contenidos:

Imagen del cuadro La obra Venus del Espejo.

Datos

Autor Diego Velázquez (1599-1660)
Nombre de la obra Venus del espejo (Toilette de Venus o Venus de Rockeby)
Fecha 1647 – 1651
Técnicas y materiales óleo sobre lienzo
Dimensiones 122 x 177 cm
Ubicación National Gallery, Londres, Gran Bretaña
Período/estilo Barroco español

Definición

La Venus del espejo es una pintura realizada por el pintor español Diego Velázquez que actualmente se encuentra en la National Gallery de Londres.

Publicidad

Es un tema inusual en la producción barroca española, y el único desnudo que se conoce de este artista. Probablemente por este motivo, existe escasa información sobre la obra: no se conoce el contexto en el que fue realizada, a quién estaba destinada ni la fecha exacta de su realización.

La pintura representa a una mujer desnuda, recostada sobre un sofá o una cama, de espaldas al espectador. Su rostro se refleja en un espejo sostenido por un Cupido alado. Este personaje nos permite identificar a la mujer como Venus, su madre.

El tema mitológico de Venus (o Afrodita), la diosa de la belleza y el amor en la mitología clásica, era utilizado frecuentemente en la pintura europea, especialmente en la italiana, como excusa para representar la desnudez femenina. Sin embargo, este no era un tema común en la pintura española, donde tanto la representación como la exhibición o la posesión de cuadros que representaran desnudos estaba prohibida por la Inquisición española. Se supone que Velázquez pudo pintarlo gracias a que gozaba de la protección del rey Felipe IV, de quien era pintor de cámara.

La Venus del espejo es una pintura al óleo del período de madurez de Diego Velázquez. Probablemente fue realizada durante su último viaje a Italia, entre 1649 y 1651 o inmediatamente después de su retorno a España.

Características

La obra contiene elementos ambiguos y poco comunes que la rodean de una sensación de enigma. Algunos de ellos son los siguientes:

Publicidad, continua debajo
  • Mientras la mayoría de las representaciones de Venus presentaban a la diosa generalmente rodeada de joyas, ropajes lujosos y muchas veces acompañada por servidoras, el espacio en el que la ubicó Velázquez está poco definido: no hay elementos que permitan asociarlo a una habitación rica o palaciega. Al mismo tiempo, la falta de elementos que permitan identificarla como Venus, genera en el espectador cierto desconcierto.
  • Las representaciones de Venus en la tradición pictórica europea tomaban dos formas: reclinada de frente al espectador, o al ser sorprendida en el momento del baño o de su arreglo personal. En esta pintura, Velázquez recurrió a un tratamiento original del motivo al ubicar a la figura de espaldas al espectador. Aunque el espejo refleja su rostro, éste aparece apenas esbozado, dejando la belleza de la diosa en un plano de indefinición.
  • A primera vista, Venus parece estar mirándose en el espejo. Sin embargo, al analizar la ubicación de ambos elementos teniendo en cuenta las leyes de la óptica (que Velázquez seguramente conocía) se puede observar que el espejo está ubicado de modo que Venus no puede verse a sí misma, sino que mira al espectador.
  • El rostro que se refleja en el espejo está apenas esbozado. A pesar de eso, se observa que los rasgos faciales están más cercanos a la belleza común de los personajes populares que solía pintar Velázquez que de la belleza ideal con que se representaba a las diosas,
  • Cupido aparece sin el arco y las flechas que son sus atributos, solo es reconocible por las alas en su espalda.

Análisis

La pintura tiene una composición diagonal, en la que destacan las líneas curvas que forman el cuerpo de la diosa y se repiten en los pliegues de las sábanas. Este ritmo ondulante acentúa la sensualidad de la obra.

El espacio está trabajado a través de planos que se superponen. La tridimensionalidad se acentúa por las líneas que traza la mirada de Venus. Ésta se dirige hacia el espejo y desde ahí hacia el espectador por fuera del espacio pictórico.

La carnación de la diosa (la elaboración de la textura de la piel), cuidadosamente trabajada, destaca por su luminosidad, acentuada por el contraste con el paño azul sobre el que está reclinada y por el cortinaje rojo del fondo. El trabajo de las pinceladas en el cuerpo de la diosa, casi imperceptibles, contrasta con las líneas de pinceladas sueltas y gestuales que utilizó el artista para otros elementos, como la cinta que sostiene el espejo o la textura de las telas a los pies de Cupido o el reflejo del espejo.

Historia

Las circunstancias en las que Velázquez realizó esta pintura se desconocen. La primera referencia sobre ella aparece en el inventario de un comerciante de arte y pintor de segunda línea llamado Domingo Guerra Coronel, en 1651. Al año siguiente fue comprada por Gaspar de Haro y Guzmán, marqués de Eliche (o Heliche), más adelante marqués de Carpio. Luego pasó a la colección de los duques de Alba, quienes a pedido del rey Carlos IV, la cedieron a Manuel Godoy que era su ministro y favorito a principios del siglo XIX.

La pintura salió de España en 1808, durante la invasión napoleónica y en 1814 fue comprada por John Bacon Sawrey Morritt, un británico que la instaló en su residencia Rockeby Hall, en Yorkshire, por este motivo es que también se la conoce como Venus de Rockeby. Finalmente, fue adquirida por la National Gallery en 1906 gracias a una colecta ciudadana que permitió reunir los fondos para comprarla.

En 1914, la pintura fue vandalizada por Mary Richardson, una sufragista canadiense que pertenecía a un grupo radical. La pintura recibió varios cortes realizados con un cuchillo, pero pudo ser restaurada exitosamente.

En la actualidad, se exhibe en la sala 30 del museo, dedicada a la pintura española del siglo XVII.

Bibliografía:
  • Checa Cremades, F y Morán Turina, J. M. El barroco. Madrid, Istmo. 2001.
  • Harris, Enriqueta. Velázquez. Madrid, Akal, 2003.
  • Prater, A., Venus ante el espejo. Madrid, Centro de Estudios Europa Hispánica-Museo del Prado, 2007.

Compartir:
Facebook Icon
Acerca del autor:

Licenciada en Gestión e Historia de las Artes, Editora. Autora y editora de contenidos educativos y de divulgación.

Citar este artículo:

Al citar este artículo, reconoces la autoría original, previenes plagios y brindas a tus lectores la posibilidad de acceder a las fuentes originales para obtener más información o verificar datos.

Paola Maurizio (2021). Venus del Espejo. Recuperado de Enciclopedia Iberoamericana (https://enciclopediaiberoamericana.com/venus-del-espejo/). Última edición: abril 2024. Consultado el 24 de julio de 2024.
Copiar cita
¡Cita copiada a portapapeles!
¡Enlace copiado a portapapeles!