Información del artículo

Tiempo estimado de lectura

6 minutos

Compartir

Facebook Icon

Citar el artículo

Paola Maurizio (2022). Sócrates. Recuperado de Enciclopedia Iberoamericana (https://enciclopediaiberoamericana.com/socrates/). Última edición: diciembre 2022. Consultado el 21 de mayo de 2024.
Copiar cita
¡Cita copiada a portapapeles!

Contenidos

Sócrates

Filósofo que vivió en el siglo V a. C. en la Antigua Grecia.

6m
·
Tabla de contenidos:

Datos

Nacimiento Atenas, Grecia, ca. 469 a. C
Fallecimiento Atenas, Grecia, 399 ca. a. C.
Ocupación Filósofo.
Causa de la muerte Envenenamiento por cicuta en cumplimiento de su condena a muerte.

¿Quién fue Sócrates?

Publicidad

Sócrates fue un filósofo que vivió en el siglo V a. C. en la Antigua Grecia. Su importancia en la historia de la filosofía es tal que su pensamiento marca el inicio de una nueva concepción de la disciplina y se llama presocráticos a los filósofos anteriores a él. Mientras que el interés de la filosofía presocrática radicaba en la cosmología, los eventos naturales y el universo, Sócrates dio un giro antropológico a la filosofía al ocuparse del ser humano.

Sócrates nació en Atenas alrededor del 469-470 a. C. y vivió en esa ciudad hasta su muerte en 399 a. C. Solo se ausentó durante un período en el que participó como soldado durante la Guerra del Peloponeso.

El siglo V a. C., durante el cual vivió Sócrates, fue el período más glorioso de la historia de Atenas. Bajo la influencia del político, militar y estratega Pericles, la ciudad alcanzó su máxima expansión política y cultural. Al mismo tiempo, la democracia ateniense en la que los ciudadanos (varones libres nacidos en Atenas) pudieron participar a través de las Asambleas, del gobierno de la polis, llegó a su plenitud.

Sin embargo, a finales del mismo siglo, también se produjo la derrota frente a la Liga del Peloponeso que llevaría a la decadencia de Atenas.

Se conoce muy poco de la vida de Sócrates ya que el filósofo no dejó escritos y las fuentes de la época en ocasiones son contradictorias. Las referencias más importantes provienen de sus discípulos, especialmente de Platón, que lo hizo protagonista de sus obras; del historiador Jenofonte y del autor de comedias Aristófanes quien lo ridiculiza en su obra Las nubes.

Retrato de Sócrates

Retrato de Sócrates, copia de un retrato del período helenístico.

Vida familiar

Existe consenso en aceptar que su padre era un escultor, llamado Sofronisco, que habría participado de la construcción del Partenón. Su madre, Fenéreta, era partera. La técnica de facilitar los nacimientos, que en griego se llama mayéutica, inspiró a Sócrates para llamar de ese modo a su método de enseñanza, que consistía en acompañar a las personas para que la verdad surgiera de ellas mismas.

Se supone que tuvo la educación común de los niños griegos mientras ayudaba a su padre en el trabajo con la piedra y que en su adolescencia habría sido discípulo de un sofista. Al llegar a la adultez comenzó a dedicarse a la enseñanza de manera gratuita.

Publicidad, continua debajo

Se casó con una mujer llamada Jantipa con la que tuvo tres hijos.

La filosofía de Sócrates

En el contexto histórico de la Atenas del siglo V a. C., con el protagonismo de la participación de los ciudadanos en el gobierno, éstos estaban interesados en conocer las leyes y desarrollar habilidades oratorias para poder en participar de las asambleas.

Los primeros que interpretaron esas necesidades fueron los sofistas, que eran escépticos y no creían que existieran verdades absolutas en la naturaleza. Los sofistas llamaban a sí mismos sabios, enseñaban la retórica, es decir, el arte de hablar bien y convencer a los oyentes más allá de la verdad del contenido del discurso, porque afirmaban que la verdad es relativa a los individuos y a la cultura.

Sócrates se propuso refutar a los sofistas a través de la búsqueda de conceptos universales, inmutables e iguales para todos, como la virtud, lo bueno y lo justo. Afirmaba que estos conceptos universales están en el alma humana donde residen el pensamiento y los valores morales y los captamos a través de la razón. Por lo tanto, el alma humana es racional.

La filosofía socrática tenía como finalidad llevar una vida ética en servicio de la polis. Esta se alcanzaba mediante la areté o virtud a la que se llega a través del conocimiento, ya que para Sócrates la causa del mal es la ignorancia. El verdadero conocimiento tiene que salir del interior de cada uno y la capacidad para distinguir lo que está bien de lo que está mal es la razón.

El método socrático

El método socrático para ayudarse a sí mismo y a las personas a llegar a la verdad es conocido como método dialéctico. Tiene dos momentos:

  1. La ironía o fase destructiva. En esta primera etapa, mediante preguntas se llevaba a las personas a reconocer la propia ignorancia y a dejar de lado los prejuicios. Cuando llegaba a este punto se podía pasar a la fase siguiente.
  2. La mayéutica o fase constructiva. A través del diálogo basado en preguntas y respuestas se llega a la verdad que es expresión del concepto universal.

Muerte de Sócrates

A pesar de haber sido un ciudadano ejemplar, la libertad de pensamiento de Sócrates le atrajo numerosos enemigos. Fue acusado formalmente ante las autoridades de Atenas de no reconocer a los dioses en los que creía la ciudad y de corromper a la juventud con sus ideas filosóficas aunque se supone que el verdadero motivo de la acusación fue que algunos de sus discípulos tenían posturas a favor de Esparta que había vencido a Atenas en la Guerra del Peloponeso.

La defensa que hizo el filósofo se conoce a través de la Apología de Sócrates escrita por su discípulo Platón. Esta defensa no impidió que lo condenaran muerte obligándolo a beber un veneno, la cicuta.

Como el juicio era un fraude organizado por los enemigos de Sócrates, sus seguidores ya sabían cuál sería el resultado y habían organizado su huida. Sin embargo, Sócrates se negó a escapar porque consideraba que su obligación como ciudadano era cumplir las leyes, aunque esto le significara la muerte.

Murió en Atenas en el año 399 a. C. rodeado de sus discípulos.

Bibliografía:
  • Carpio, Adolfo. Principios de la filosofía. Una introducción a su problemática. Buenos Aires, Glauco, 2004.
  • Jenofonte, Recuerdos de Sócrates, Madrid, Gredos, 1993.
  • Tovar, Antonio. Vida de Sócrates, Madrid, Alianza Editorial, 1999.

Compartir:
Facebook Icon
Acerca del autor:

Licenciada en Gestión e Historia de las Artes, Editora. Autora y editora de contenidos educativos y de divulgación.

Citar este artículo:

Al citar este artículo, reconoces la autoría original, previenes plagios y brindas a tus lectores la posibilidad de acceder a las fuentes originales para obtener más información o verificar datos.

Paola Maurizio (2022). Sócrates. Recuperado de Enciclopedia Iberoamericana (https://enciclopediaiberoamericana.com/socrates/). Última edición: diciembre 2022. Consultado el 21 de mayo de 2024.
Copiar cita
¡Cita copiada a portapapeles!
¡Enlace copiado a portapapeles!