Información del artículo

Tiempo estimado de lectura

7 minutos

Compartir

Facebook Icon

Citar el artículo

Marcelo Néstor Musa (2019). Reforma protestante. Recuperado de Enciclopedia Iberoamericana (https://enciclopediaiberoamericana.com/reforma-protestante/). Última edición: octubre 2019. Consultado el 18 de abril de 2024.
Copiar cita
¡Cita copiada a portapapeles!

Enciclopedia de Historia ahora forma parte de la Enciclopedia Iberoamericana. Puedes encontrar todos los contenidos y más en nuestro nuevo sitio.

Contenidos

Reforma protestante

Movimiento religioso iniciado por Martín Lutero en 1517, que dio lugar a la división del catolicismo y al surgimiento de numerosas iglesias denominadas protestantes.

Tabla de contenidos:

¿Qué fue la Reforma protestante?

Publicidad

Se llama Reforma protestante, o simplemente Reforma, a un movimiento religioso que provocó la división del catolicismo y el surgimiento de diversas iglesias, a las que se las denomina genéricamente como protestantes.

La Reforma se inició en el ducado de Sajonia, en la actual Alemania, a principios del siglo XVI. Su impulsor fue el monje y teólogo alemán Martín Lutero, quien el 31 de octubre de 1517 clavó Las 95 tesis en la puerta de la iglesia del castillo de Wittenberg. En ese documento de su autoría, criticó diversas prácticas de la iglesia católica, entre ellas la venta de indulgencias y la acumulación de bienes materiales. Su prédica, a favor de un retorno a los valores del cristianismo primitivo y en contra de la autoridad del Papa sobre toda la cristiandad, dio origen al protestantismo. A este movimiento religioso adhirieron muchos de los príncipes que gobernaban los más de 300 Estados en los que se dividía el Sacro Imperio Romano Germánico.

Lutero ante la Dieta de Worms, pintura de Anton von Werner de 1877 que representa a Martín Lutero defendiendo su doctrina frente al emperador Carlos V y otras autoridades del Sacro Imperio Romano Germánico, en la Dieta de Worms, en 1521.

Pintura de Anton von Werner de 1877 que representa a Martín Lutero defendiendo su doctrina frente al emperador Carlos V y otras autoridades.

La palabra «protestantes» comenzó a ser utilizada a partir de 1529, cuando varios príncipes alemanes firmaron la Protesta de Espira, un documento en el que manifestaron su disconformidad por los intentos del emperador Carlos V de someterlos a la autoridad del Papa.

En un principio, la doctrina de Lutero y el protestantismo fueron sinónimos. Pero la posterior irrupción de otros reformistas, como el alemán Thomas Müntzer, el suizo Ulrico Zuinglio, el francés Juan Calvino y el escocés John Knox, dio lugar al surgimiento de ramas del protestantismo distintas del luteranismo, entre ellas el calvinismo, el anabaptismo, el anglicanismo, y el presbiterianismo.

De esa manera, el protestantismo se extendió hacia otras regiones de Europa, como Suiza, los Países Bajos, Escandinavia, Inglaterra, Escocia y algunas regiones de Francia.

Extensión del protestantismo en Europa hacia fines del siglo XVI.

Extensión del protestantismo en Europa hacia fines del siglo XVI.

Características

Las características más importantes de la Reforma protestante son las siguientes:

  • No reconoce a las autoridades de la Iglesia católica romana y propone recuperar los valores del cristianismo primitivo.
  • Considera a La Biblia como la única fuente de la palabra de Dios y a la fe como el único camino hacia la salvación de las almas.
  • Considera que las Sagradas Escrituras pueden ser interpretadas libremente por todos los creyentes.
  • Reduce los sacramentos a solo dos: el bautismo y la eucaristía.
  • No acepta la veneración de las imágenes ni el purgatorio.
  • Rechaza la inmaculada concepción de María y su asunción en cuerpo y alma a los Cielos.
  • Acepta a Jesucristo como único mediador entre Dios y los creyentes.
  • No posee jerárquica eclesiástica, sólo referentes espirituales, ya que considera que todos los creyentes pueden ser sacerdotes.

Causas y consecuencias

Causas

Las principales causas del surgimiento de la Reforma protestante fueron las siguientes:

Publicidad, continua debajo
  • La venta de indulgencias promovida por el Papado para financiar la construcción de la Basílica de San Pedro, en Roma. La entrega de dinero para obtener la indulgencia o perdón de los pecados por parte de las autoridades eclesiásticas era una práctica habitual desde el siglo XI.
  • La prédica contra la venta de indulgencias y las riquezas de la Iglesia realizada por precursores de la Reforma, como el inglés John Wyclif (1320-1384), creador del movimiento de los lolardos, y el bohemio Jan Hus (1370-1415), fundador de la iglesia husita.
  • El rechazo de Lutero a lo que consideraba prácticas corruptas de la jerarquía eclesiástica católica y su llamada a la nobleza alemana para que negase la autoridad al Papa y apoyase la creación de una iglesia nacional alemana.
  • La estructura sociopolítica del Sacro Imperio, en la cual la alta nobleza quería tener mayores márgenes de autonomía frente a los intentos centralizadores de los emperadores de la dinastía de los Habsburgo. La baja nobleza, por su parte, deseaba apropiarse de las tierras improductivas que poseía la Iglesia católica, para mejorar así su situación económica.
  • La influencia de algunas de las ideas del Humanismo, en especial la crítica a la teología de la Iglesia católica y a las excesivas riquezas de los representantes de la jerarquía eclesiástica.
  • La pretensión del Papado de tener autoridad no solo sobre las cuestiones espirituales, sino también sobre las terrenales. Esta concepción, llevó al Papa a tratar de imponer su autoridad por encima de los reyes y generó múltiples conflictos con las monarquías europeas de la época.
  • La invención de la imprenta, que permitió difundir en poco tiempo Las 95 tesis de Wittenberg por gran parte del norte y el centro de Europa.

Consecuencias

Las consecuencias más importantes de la Reforma protestante fueron las siguientes:

  • La división de la cristiandad occidental en dos grandes ramas:
    • La católica apostólica romana, que luego del Concilio de Trento (1545-1563) se reivindicó a sí misma como heredera de la tradición cristiana medieval y aceptó la autoridad infalible del Papa.
    • Varias iglesias protestantes, como el luteranismo, el calvinismo, el anglicanismo y el presbiterianismo, que rechazaron la autoridad del Papa y se propusieron restaurar los valores del cristianismo primitivo.
  • El enfrentamiento entre el emperador del Sacro Imperio Romano Germánico, el católico Carlos V (1520-1558), y los príncipes alemanes que adhirieron a la reforma protestante. Ese enfrentamiento se saldó con la Paz de Augsburgo (1555), en la que el emperador reconoció el derecho de los príncipes a adoptar la religión de su preferencia. Los intentos del emperador Fernando II (1619-1637) de desconocer la tolerancia religiosa acordada en Augsburgo derivaron en el estallido de la guerra de los Treinta Años (1618-1648).
  • La extensión de las guerras religiosas a otras regiones de Europa, como Suiza (guerras de Kappel entre 1529 y 1531), Inglaterra (luchas entre católicos y anglicanos entre 1534 y 1558), los Países Bajos (Guerra de los Ochenta Años entre 1568 y 1648) y Francia (guerras de religión entre 1562 y 1598).
  • El lanzamiento de la Contrarreforma por parte del Papado. Este proceso de renovación espiritual incluyó una serie de medidas para reorganizar la Iglesia católica y responder a los cuestionamientos de los protestantes.
  • La traducción de La Biblia a diversos idiomas, entre ellos el alemán, el inglés, el francés, el español, el ruso, el finlandés y el islandés.

Protagonistas

Entre los principales protagonistas y autores de la Reforma protestante se encuentran:

  • Martín Lutero (1483–1546): teólogo y fraile alemán, principal impulsor de la Reforma protestante.
  • Ulrico Zuinglio (1484–1531): impulsor de la Reforma protestante en la Confederación Helvética y creador de la Iglesia reformada suiza.
  • Thomas Müntzer (1489-1525): predicador alemán, uno de los creadores del anabaptismo.
  • Enrique VIII (1491–1547): rey de Inglaterra, fundador del movimiento protestante conocido como anglicanismo.
  • Juan Calvino (1509–1564): teólogo nacido en Francia y principal promotor de la Reforma calvinista o calvinismo, una de las ramas del protestantismo.
  • John Knox (1514–1572): predicador escocés, padre de la Reforma escocesa y fundador del presbiterianismo.
Bibliografía:
  • Collinson, Patrick. La Reforma. Barcelona, Debate. 2004.
  • Gounelle, André. Los grandes principios del protestantismo. Puebla, Cajica. 2008.
  • Miegge, Mario. Martín Lutero: la Reforma protestante y el nacimiento de la sociedad moderna. Barcelona, Clie. 2016.
  • Williams, George. La Reforma radical. México, Fondo de Cultura Económica. 1983.

Compartir:
Facebook Icon
Acerca del autor:

Profesor en Enseñanza Media y Superior en Historia (Universidad de Buenos Aires). Autor, editor y coordinador de contenidos editoriales.

Citar este artículo:

Al citar este artículo, reconoces la autoría original, previenes plagios y brindas a tus lectores la posibilidad de acceder a las fuentes originales para obtener más información o verificar datos.

Marcelo Néstor Musa (2019). Reforma protestante. Recuperado de Enciclopedia Iberoamericana (https://enciclopediaiberoamericana.com/reforma-protestante/). Última edición: octubre 2019. Consultado el 18 de abril de 2024.
Copiar cita
¡Cita copiada a portapapeles!
¡Enlace copiado a portapapeles!